14 de febrero de 2020
El Círculo Imperial de Trump
El mejor capítulo de The Alchemy of Finance es el que describe lo que Soros llama el Círculo Imperial de Reagan. Resulta que allá a finales de los 70 los países emergentes estaban ya de moda y los bancos norteamericanos se dedicaron a comprar bonos de sus estados, en la creencia de que los gobiernos usarían la deuda para crecer, montar infraestructuras y converger con los países desarrollados. Obviamente, el dinero se gastó en despilfarros, corrupciones y proyectos fallidos y los bancos de EEUU se encontraron prácticamente quebrados. Todo parecía indicar que habría grandes quitas, fusiones, consolidaciones y caídas bursátiles. Ahí Ray Dalio cuenta que, teniendo él 33 años y una fortunita ya apreciable, se puso totalmente corto en la economía norteamericana, compró oro y bonos con mucho apalancamiento. Y Dalio dice: cada uno de los acontecimientos posteriores fue como un golpe en mi cabeza con un bate de béisbol. Los acontecimientos fueron simplemente que la Fed entró al rescate con un QE bien fuerte, que los rendimientos de los bonos subieron de golpe, que los bancos tuvieron dinero ilimitado para colocar mucho más crédito en su propio mercado, que ejecutaron muchas garantías en los países deudores y que hubo una brutal repatriación de capitales que disparó la bolsa. Dalio quedó a cero y tuvo que despedir a toda la gente de Bridgewater.

Y lo que sucedió seguidamente en la economía es el llamado Círculo Imperial de Reagan: el QE abarató el crédito, el abaratamiento del crédito relanzó toda la economía, todos los activos subieron, la repatriación de capitales hizo subir el dólar y la subida del dólar rebajó la inflación. El SP500 pasó de 291 puntos en junio de 1982 a 425 puntos en junio de 1983, y a 721 puntos en septiembre de 1987, todo esto sin inflación y con un dólar fuerte.

Y ahora yo me pregunto: ¿no se ha montado Trump un Círculo Imperial con todo este trajín de aranceles y QEs? Mirémoslo bien: los tíos meten 100.000 millones al mes creados de la nada para financiar su propia deuda, que además pagan a tipos ridículos, la bolsa se dispara con estas inyecciones, y esto relanza el consumo, que a su vez relanza una industria local protegida por los aranceles, el dinero de Europa y del resto del mundo no deja de fluir hacia allí en busca de activos financieros que rindan algo, y con todo esto el dólar no cae sino que sube, y esto contiene la inflación. Falta la burbujita inmobiliaria, que la tiene ya Trump preparada para la segunda legislatura, y el arreón económico puede durar varios años.

Por eso, no voy a hacer una apuesta a una sola carta como la que hizo Ray Dalio en su tiempo, pero sí que veo más que viable un sesgo alcista prolongado en los EEUU. Si los bonos les bajan casi al cero, como sucede en Europa, las acciones de las tecnológicas son una ganga, rendimientos del 3% con crecimientos del 20%-30%, algunas incluso con un dividendito, disrupción hacia las otras, no hacia ellas, y un futuro magnífico. ¿Están caras? Que digan qué otras opciones hay. Europa va directa a la recesión, y el euro va bajando porque se va cambiando a dólares. ¿Es esto un tinglado que se tiene que caer? Sí, pero puede aguantar varios años, tiene que haber algún evento que rompa el círculo virtuoso: subida de tipos, inflación o hundimiento del dólar, tres cosas que ni están ni se las espera.

19:44:03 ---------------------  

El País de Loix (Alberto Noguera)
El relato de mis vivencias en el Mundo Igualitario y la sociedad de los andróginos.
Comprar por 3,52€ en Amazon.


© A. Noguera

"Mirar el río hecho de tiempo y agua
y recordar que el tiempo es otro río,
saber que nos perdemos como el río
y que los rostros pasan como el agua".
Jorge Luis Borges


Leer los archivos

Entradas destacadas:
Pepito Relámpago - Pepita Nuncabaja - Seis meses en meetic - Etapas de la burbuja