17 de abril de 2013
Las cartillas del Tío Sam
Está la cosa poniéndose muy malita por los EEUU. Yo pensaba que el dólar se le iba a hundir a Obama y que luego vendría la miseria. Pero creo que me quedé demasiado corto: ya hay más de 46 millones que comen por las cartillas de racionamiento, algunos de ellos con el titulito de abogado. Titulitos por los que han pagado 200.000 dólares y que los han mandado directamente a la insolvencia. Están más llenas ya las alcantarillas de Nueva York que las de Ulan Bator.

El negrito ni sabe ni puede encontrar solución. Solamente va repartiendo cuponcitos de comida, que paga con otros cuponcitos con la cara de Benjamin Franklin. No hace nada de nada, porque no entiende nada. Solamente escucha aquello que quiere oir, las soluciones mágicas, las balas de plata. Pero todo va lentamente a peor. El paro no es demasiado elevado porque ni las familias aguantan a los hijos ni hay buenas prestaciones, por lo que predomina el subempleo. Leed el segundo enlace que he puesto: abogado titulado, mil dólares de sueldo, pluriempleo de hamburguesería y cupones de comida para ir tirando. Un alquiler decentillo cuesta 2.000 dólares.

Si además de esto se abandona el dólar como moneda de reserva mundial, si asoma la cabeza el fantasma de la hiperinflación, va a haber perritos calientes para todos. Votaron hope y confidence, votaron jerigonza y eso es lo que les han dado.

19:19:49 ---------------------  

2016 en Denia (Alberto Noguera)
El implacable retrato del desencanto y la corrosión de las ilusiones en la España de principios de siglo.
Comprar por 3,59€ en Amazon.


© A. Noguera

"Mirar el río hecho de tiempo y agua
y recordar que el tiempo es otro río,
saber que nos perdemos como el río
y que los rostros pasan como el agua".
Jorge Luis Borges


Leer los archivos

Entradas destacadas:
Pepito Relámpago - Pepita Nuncabaja - Seis meses en meetic - Etapas de la burbuja