7 de mayo de 2003
Machacados por el spam
El problema crece. Ya son cerca de diez al día los mensajes basura que recibo por correo electrónico, casi todos en inglés y de gente a la que nada le afecta la LSSI. No veo la forma de atajarlos, y todo viene a través de la web, porque los otros mails que tengo que no han estado publicados aquí no reciben nada.

Está claro que por ahí hay gente que se dedica a recopilar listas de direcciones de correo electrónico indiscriminadamente para luego venderlas a espameadores profesionales.

¿Cuánto puede ganar un espameador? Para los que duden de que esa actividad es la más rentable de internet, que vean lo que publicaba este fin de semana el Finantial Times: un espameador entrevistado por el periódico admitió que ganaba unos 700.000 dólares al año con su actividad, y que el tráfico de mensajes podía llegar al millón diario. AOL asegura que el 70% de su ancho de banda en EE UU está ocupado por spam. Y el FT da claramente en el clavo: a un coste cero, un retorno cercano a cero es rentable. Si el 0,000005% de los mensajes acaba en compra, estamos ante un gran negocio.

La solución, el FT, como diario conservador liberal que es, la encuentra en pagar una cuota por cada mail enviado y hacer que el spam no sea rentable. Yo creo que aunque un mail valiese un céntimo de enviar se seguirían enviando, aunque muchos menos, pero haciendo ricos a los ISP. La solución que más me gusta a mí es la de tocar los DNS de los coleguillas: al tío que espamea se le deshabilita su dominio por unos días. A la tercera, se le da de baja. Si lo envía desde un sitio gratuito, que tenga el servidor registrado quién lo envía y que le deshabilite la dirección. Además, los servidores no deberían dejar enviar un número desmesurado de mensajes en poco tiempo. Lo de los e-mails gratuitos, que fue una de las cosas que impulsaron la web en sus comienzos, podría estar tocando a su fin, por lo menos mientras no se dé el nombre verdadero y sea uno totalmente localizable.

Según mi experiencia, las cosas se han desmadrado totalmente en los últimos cuatro o cinco meses. El número de mensajes basura ha subido a más del triple. El servidor que yo pago trabaja para recibir basura y eso al final me lo van a revertir a mí, y luego tengo que descargar el mensajito con el ancho de banda de mi ordenador personal, por no hablar del tiempo que pierdo borrándolos. El spam me cuesta dinero y no está bajo mi control, ese es el verdadero problema. La solución, sea la que sea, será odiosa, generará resistencia de ciertos núcleos de opinión (que suelen tender a expresar su descontento precisamente con spam) y favorecerá a los que más dinero tengan. Eso es lo que han conseguido los amigos del spam.

16:22:00 ---------------------  

2016 en Denia (Alberto Noguera)
El implacable retrato del desencanto y la corrosión de las ilusiones en la España de principios de siglo.
Comprar por 3,59€ en Amazon.


© A. Noguera

"Mirar el río hecho de tiempo y agua
y recordar que el tiempo es otro río,
saber que nos perdemos como el río
y que los rostros pasan como el agua".
Jorge Luis Borges


Leer los archivos

Entradas destacadas:
Pepito Relámpago - Pepita Nuncabaja - Seis meses en meetic - Etapas de la burbuja